miércoles, 23 de junio de 2010

EL GOBIERNO DE HIPÓLITO MEJÍA: DE REGRESO AL SALVAJISMO.



Desde que tengo uso de razón, oí que el dominicano tiene mala memoria. Aunque no puedo confirmar que sea cierto, creo que mi pueblo ha sido muy generoso con los políticos. En mi tierra un  político que roba los fondos públicos y abusa del poder que le da la función pública se recicla en poco tiempo, y la población parece olvidar sus  acciones.

No obstante en el caso de las principales figuras del gobierno perredeista del periodo 2000, 2004, comenzando por el agrónomo Hipólito mejía, sus acciones fueron tan escandalosas, que no se me ocurre pensar en la mas minina posibilidad de que una camarilla similar pueda reciclarse y volver a colocarse en la dirección del estado.

Sin embargo, no quise correr el riesgo de que perdamos la memoria y decidí dejar algún testimonio de lo que fue ese gobierno. Después de todo, creo que esa banda d forajidos es tan perversa que podría ser capaz de inventarse una especie de jarabe para borrar la memoria de los dominicanos.
UNA CABEZA DESORDENADA.

Como no me he dedicado a estudiar los orígenes del señor mejía y no soy un experto en conducta animal, tratare de dar una idea a los lectores sobre quién es este personaje siguiendo sus hechos y sus propias palabras.

Para tales fines, paso a reproducir algunas opiniones, respuestas y salidas del señor mejía ante diferentes situaciones que se le presentaron durante su campaña por la presidencia de la república y en el ejercicio del poder.

SOBRE LOS VIAJES DEL PRESIDENTE AL EXTERIOR. Mejía consideraba que el presidente Leonel Fernández viajaba mucho al exterior, y lo planteaba de la manera siguiente: “yo no me monto en un avión desde que sea presidente. Y si me toca viajar lo hare con mi esposa y nadie más, yo no voy andar paseando mientras sea el presidente, y nunca alquilare aviones para salir, volare en clase economía y en vuelos regulares”.

El 21 de septiembre de 1999, dijo: a la prensa: “yo no sé para que el presidente Leonel Fernández viaja tanto al extranjero. Los dominicanos no sacan ningún beneficio de esas giras”.

Antes de cumplir su primer ano en la presidencia de la república, durante un viaje por varios países centroamericanos, mejía declaro  en la ciudad de Managua lo siguiente: “En estos tiempos de globalización, los presidentes tienen que viajar. Ya yo estoy imitando a Leonel. No se puede vivir como vivía Balaguer, aislado que no salía a ninguna parte”. Un periodista le pregunto si ya atribuía alguna importancia al fenómeno de la globalización de la economía, a lo que respondió: “de globalización yo sé más que Leonel, porque yo he viajado más que él”.

Durante su mandato, mejía realizo 43 viajes oficiales, todos en vuelos especiales, en aviones privados, acompañado de grandes grupos de amigos y de funcionarios, con gastos pagados con los dinero del pueblo. Muchos de esos viajes, aunque fueron computados como oficiales, tenían objetivos personales que en nada bonificaban al estado dominicano.

UN HOMBRE DE PALABRA. En un discurso de campana pronunciado ante un grupo de seguidores, mejía dijo lo siguiente: “cuando yo gane la presidencia, voy hacer casas por donde quiera, dotare los hospitales con medicinas, hare escuelas, caminos vecinales, acueductos, iglesias, para estar más cerca de Dios y complejos deportivos. Aunque no sé de dónde voy a sacar tantos cuartos, pero lo voy hacer, porque yo soy un hombre de palabra”.

CALDERÓN…CALDERÓN. En un debate televisado con otros candidatos, mejía dijo que en su gobierno construiría 500 viviendas diariamente, y uno de los periodistas que moderaban el debate  le pregunto de donde sacaría tanto dinero para un programa tan agresivo, a lo que el político respondió: “de…donde… eh… eh…eh, calderón… calderón…donde esta calderón… explícale donde están los cuartos”. Se refería al señor Rafael calderón, uno de sus asistentes durante su campaña pública, el cual desempeño los cargos de secretario técnico de la presidencia y ministro de finanzas durante su gobierno.

COMPUTADORAS ESTÚPIDAS. Al criticar al doctor Leonel Fernández porque prometió computarizar el sistema de educación pública, Mejía dijo lo siguiente: “yo no soy como él, yo no pierdo mi tiempo jugando en las estúpidas computadoras esas, con el internet del carajo ese”.

HOYOS EN LA CALLE. Para restar importancia a los túneles urbanos construidos en el primer gobierno del doctor Leonel Fernández para descongestionar el transito en la capital. Mejía declaro lo siguiente: “esos túneles no son más que hoyos en la calle, que no sirven para nada. Yo no paso por una vaina de esas”.

EL BORONEO ABAJO. Cuando era candidato, mejía criticaba mucho la política macroeconómica del gobierno de Leonel Fernández, por considerar que solo beneficiaba a los sectores económicos de mayores ingresos. Su planteamiento más acabado era el siguiente: “el problema económico de este país se resuelve apretando arriba y boroneando abajo”.

MUERDO COMO EL PERRO. En otra ocasión, un periodista le comento que algunos medios de comunicación criticaban la falta de compostura con que planteaba sus puntos de vista públicamente, a  lo que respondió: “a mí, si me saltan con vainas, yo muerdo, como el perro de mama belica: si tú me quieres, yo te quiero, y si no me quieres, yo te muerdo”.
   

LOS SUELDOS DE LOS FUNCIONARIOS. Una de las criticas permanentes de mejía al gobierno de Leonel Fernández eran los altos sueldos que a su juicio recibían los funcionarios públicos. En una ocasión se le pregunto si tenía previstas las fuentes de ingresos para enfrentar los principales problemas económicos de la nación, a lo que respondió “el 80 por ciento de los problemas los voy a resolver bajándoles los sueldos a los funcionarios públicos.”

LOS MALDITOS COME SOLOS. En una concentración proselitista celebrada en un campo de la región cibao, un grupo de agricultores le solicito que si ganaba la presidencia, le construyera una carretera rural, a lo que el candidato respondió: “y es que esos come solos. Los peledeistas. No les han hecho esa carretera.

JARTARE A LOS CARAJITOS COMO UNA CHINCHA. Cuando era candidato, mejía crítico reiteradamente el hecho de que el gobierno suministrara pan y chocolate a los estudiantes en el desayuno escolar, argumentando que el país no producía trigo y que era más conveniente preparar un paquete nutritivo con productos criollos. En una ocasión dijo: “cuando yo sea presidente, en las escuelas voy a dar de desayuno escolar mangú con huevo y queso frito, para jartar a los carajitos como una chincha”.

CAMBIO LA HORA. En los días en que mejía asumió la presidencia, un periódico había desarrollado una campana según la cual, el país se beneficiaria grandemente si adelantaban la hora oficial. Sin realizar ninguna evaluación, el presidente dispuso adelantar la hora. En una declaración a los periodistas, el mandatario dijo: “la hora la voy adelantar en el país, para ahorrar combustible”.

VUELTA ATRÁS. Un mes después, cuando todas las actividades se trastornaron y los padres de familias protestaron porque sus niños regresaban a oscuras a sus hogares, mejía decidió dejar sin efecto el adelanto de la hora. Cuando comento la medida públicamente, dijo lo siguiente: “la volví a atrasar, porque no era que había que adelantarla, era atrasarla, pero ya eso  se quedo así. No voy a estar con ese tira y jala.

LA AGENDA DE MEJÍA.  En los primeros meses de su gobierno, un periodista quiso saber cómo era la agenda de un día de trabajo del presidente. Mejía le respondió lo siguiente: “De que agenda usted me habla. Ninguna agenda. La agenda la hago yo cuando me levanto por la mañana”.

EL QUE MÁS HA SEMBRADO. Uno de los recursos que mejía más uso en su campana , sobre todo ante los segmentos más pobres de la población, fueron sus conocimientos sobre agricultura y su eficiencia como gerente de proyectos agropecuarios. Durante una entrevista televisada,  le dijo al, entrevistador: “en un gobierno mío, nunca subirán los precios de los productos agrícolas. No olvides que yo soy el hombre que más ha sembrado en este país”. Cabe apuntar que en  el gobierno de mejía se multiplicaron por cuatro los precios de casi todos los alimentos agropecuarios.

NO SUBIRÍA LOS PRECIOS DE LOS COMBUSTIBLES. En una ocasión se le pregunto si tenía un plan para neutralizar el impacto de un eventual incremento de los precios del petróleo en la canasta familiar. Mejía respondió: “aunque el petróleo suba fuera del país, no hay que subir los precios de la gasolina, solo hay que reducir los gastos de  combustible de los funcionarios, que andan haciendo nada en las calles”.

NO PUEDO HACER NADA. LUEGO, en un momento de su gobierno en que se produjo un aumento de los derivados del petróleo, un periodista le pregunto cuales medidas tomaría para proteger  a la población, a lo que respondió: “y que puedo hacer yo. Nada, nada. Yo lo mas que puedo hacer es montar una fábrica de gas en gurabo, pero por los precios no puedo hacer nada”.

MÓNTESE EN OTRO CARRO. Se le pregunto si se tomaría alguna medida para  evitar el  incremento del servicio de transporte público, a lo que respondió: ¿y que tú crees que yo puedo hacer?  Cuando alguien te suba el pasaje, si un carro publico te cobra caro, móntese en otro, y si un colmado o un supermercado  le cobra  caro, vaya a otro que venda más barato”.

YO NO PONGO HUEVOS. En otro momento, un periodista dijo al presidente que el precio de un huevo se había incrementado de 0.50  centavos a 4.00 pesos la unidad, a lo que mejía respondió: ¿y usted que quiere? Usted se encuentra un huevo caro por 4.oo pesos. Y no pongo un huevo por 4.00 pesos.

ESOS SON INVENTOS. Un periodista comento que el azúcar estaba escaso en el mercado, a lo que mejía respondió: “¿qué hay escasez de azúcar aquí?  Esos son inventos suyos. ¿Cuantas libras usted quiere, para buscárselas ahora  mismo?

EL POBRE Y EL TANQUE DE 100 LIBRAS. Cuando el precio del galón del gas licuado de petróleo se incremento de 8.00 a 25.00 pesos, los periodistas le dijeron al presidente que el segmento más pobre de la población no podía pagar 700.00 pesos por un tanque de gas, a lo que el mandatario respondió: “¿cuando usted ha visto un pobre con un tanque de gas de 100 libras?”. “yo prefiero que me digan apaga estufas y no cómeselo”. 

GENERAL: CÓJALE LOS DATOS A ESA PERIODISTA. En uno de los momentos más desesperantes de la economía, en que se combino la inflación con el desempleo y la especulación con los precios de los bienes de servicios de amplio consumo, una periodista pregunto al presidente que haría con los comerciantes que especulaban con los precios de los artículos de primera necesidad. Mejía respondió: “nada. ¿Que va hacer usted? La periodista respondió: “no, yo no, el presidente es usted”. Y el mandatario de dirigió al jefe de sus ayudantes militares, al cual ordeno: “general, cójale los datos a esa periodista”. Y dio por finalizada la conversación.

ENTREN CARAJITOS. Durante una parte de su gobierno,  mejía desarrollo un programa de intercambio con grupos de estudiantes de educación media y básica en el palacio nacional. Cuando asistió el primer grupo de niños, el mandatario le dio la bienvenida con las siguientes palabras: “entren carajitos, que ustedes también tienen derecho a conocer el palacio”.

DIJO QUE ERA GRINGO.  Durante una visita a la ciudad de Miami a finales del 2001. Mejía fue entrevistado por el periodista cubano-americano Agustín Tamargo, de radio Mambí, al cual el mandatario, luego de autodefinirse como un títere del imperialismo, le aseguro que había adquirido la nacionalidad estadounidense, lo cual fue desmentido más tarde por el departamento de inmigración y naturalización de los estados unidos de América.

En su declaración al periodista tamargo, mejía dijo lo siguiente: “Yo viví en esta sociedad, y mis hijos han sido educados en esta sociedad. Yo admiro a este pueblo, yo admiro la cultura de este pueblo, y por eso estoy  en contra de ti, de que tú no te hayas hecho americano. Yo les recomiendo  a los dominicanos  que se hagan americanos. Naturalmente yo tengo la doble nacionalidad, y les recomiendo a mis familiares, que tengo más de dos mil aquí, que se hagan americanos”.

YO NO DIJE ESO, YO SOY DE GURABO.  Unos días después, cuando el departamento de inmigración y naturalización certifico que en sus archivos no existía ningún Rafael Hipólito mejía Domínguez  nacionalizado estadounidense, el presidente dio marcha atrás y declaro lo siguiente “eso no tiene madre, eso fue el periodista Lutero Vargas que se invento que yo era americano. Yo le dije a los dominicanos que viven allá que se hagan norteamericanos, porque no pierden la nacionalidad, pero yo no hable de eso, yo soy de gurabo”.

Al otro día de la declaración de mejía, el periódico ultima hora, donde laboraba el periodista Lutero Vargas, reprodujo la entrevista que le hizo tamargo al presidente, y se confirmo que se había atribuido la nacionalidad estadounidense.

ALABO A LOS TRUJILLO. Durante ese mismo viaje, mejía reunido con un grupo de cubanos exiliados , con el señor Luis Rafael Domínguez, esposo de angelita Trujillo , hija del dictador  Rafael Leónidas Trujillo , y con Rafael Trujillo Lovaton, a quienes expreso su profunda simpatía  y para los cuales pidió un aplauso a la concurrencia.

“Que cosa más agradable que en este acto coincidan los descendientes de Trujillo, con los descendientes de figuras notables de la vieja cuba. Que podamos combinar los yernos y los nietos de los cubanos con los yernos y los nietos de Trujillo”, expreso mejía. Y agregó: “Yo los admiro  infinitamente a ustedes, mi gobierno es amigo de ustedes. Yo sé y conozco la nostalgia del exilio. Yo la conozco y sé lo que es eso, y sé lo que representa la democracia. Se lo que es el fervor nacionalista. Ustedes, señores, ustedes no saben, lo que significa el luchar por su país y por lo que uno cree. Y por eso, yo quiero felicitarles, darles las gracias, y repetirles que en república dominicana  somos sus amigos y que en este gobierno ojala abrirles las  puertas y las ventanas de la dominicanidad, del desarrollo y respeto y del cariño.

AGRADECIÓ LA INTERVENCIÓN DEL 65. Posteriormente, en el mes  de julio del 2002, el presidente mejía viajo  a Washington para gestionar la firma de un tratado de libre comercio con estados unidos.  En ese viaje, el mandatario visito la sede de la organización  de los estados americanos  y se entrevisto con el secretario general, que en ese entonces era el colombiano Cesar Gaviria Trujillo. Según reporto la agencia  de prensa EFE, durante el dialogo con Gaviria, mejía dijo lo siguiente: “quiero expresarle mi agradecimiento a la OEA por el marco diplomático, muy bueno por  cierto, que creó para viabilizar la intervención militar estadounidense en la república dominicana el año 1965”.

 CONSPIRÓ CONTRA ARISTIDE. En el mes de enero del año 2003, se anuncio que 10 mil soldados  estadounidenses llegarían a la república dominicana, con el alegado propósito  de construir escuelas, entrenar personal militar, controlar la frontera y fortalecer la lucha contra el terrorismo , el narcotráfico y la inmigración ilegal, en una operación denominada “Nuevo Horizonte”. Los dirigentes de la fuerza de la revolución, un partido de izquierda, rechazaron la presencia  de los militares gringos, por considerarla violatoria a la soberanía del país. 

VAYAN A VIVIR A CUBA. Cuando un periodista le cuestiono sobre la posición de los izquierdistas, mejía respondió con lo siguiente: “Ay, ay, como, dímelo, dímelo. Toy temblando. Me va a tumbar la fuerza de la revolución. Si narciso isa conde y su gente no puede vivir aquí, que se vayan a vivir para cuba”. En los primeros meses del 2004 fue derrocado el gobierno del presidente haitiano  Jean Bertrand Aristide, y la prensa internacional revelo que los rebeldes  que participaron en su derrocamiento  habían sido entrenados por militares estadounidenses que operaban en territorio dominicano.

LA GUERRA DE IRAK Y LA CUCARA MACARA.  En el mes  de marzo del 2003, el presidente mejía decidió enviar un contingente a Irak, para apoyar las fuerzas  invasoras angloamericanas. Cuando recordó que la organización d las naciones unidas  se había opuesto a la invasión a Irak, mejía respondió lo siguiente: “yo tome mi decisión responsable, porque en esto no se puede estar jugando a la cucara macara. Usted debe tener definiciones, y yo siempre, allá en la chichigua de gurabo, he estado definido en mi vida ponernos a teorizar por donde se llega a la paz  y que hay que hacer para llegar a ella no es función mía, sino de los analistas profundos de políticas y actitudes”.

EL 99 POR CIENTO SON CORRUPTOS.  En una entrevista que concedió fuera del país, el cual se le pidió su punto de vista sobre el impacto negativo de la corrupción  en la administración pública. Mejía declaro lo siguiente: “e mi país  el 99 por ciento de los políticos  son corruptos”. Fue una de las pocas ocasiones en que buena parte  de la población le reconoció cierta razón.

ESO FUE UNA BROMA.  Recién instalado el gobierno, siete abogados del partido revolucionario dominicano  falsificaron un decreto, para incluir sus nombres  en la lista de representantes del ministerio publico  nombrados por el presidente de la república. Cuando se descubrió el fraude  y se le preguntó a mejía si sancionaría a los impostores, respondió: “eso no se puede condenar, porque eso fue una broma de ellos. Eso se sabía que se descubriría. ¿O ellos son tan tontos?

POR ESO ESTOY CALVO.  En una ocasión, un periodista le comento una situación irregular que se había producido en una dependencia del estado, la cual había provocado un escándalo público. Mejía dijo al periodista: “esos son chismes, y a mí los chismes me pasan raspándome la cabeza, por eso estoy calvo. Los periodistas hablan de chismes y yo de política”.

UN HOMBRE DE PALABRA. Otro hecho  que provoco un gran escándalo  fue el nombramiento  de un grupo de personas como venduteros públicos sin que se estableciera la necesidad de ese personal en la administración publica. Cuando mejía fue cuestionado al respecto, dijo: “yo nombre a esos venduteros ambulantes por decreto, porque lo prometí en campaña, y yo soy un hombre de palabra”.

ESTE ES MI ESTILO Y YA. Al principio de su gestión, algunos de sus asesores de comunicación del gobierno trataron de administrar la imagen del presidente, y le recomendaron privadamente  reducir la cantidad de declaraciones a los periodistas. En la primera oportunidad  en que se encontró con un representante de la prensa dijo: “mis asesores me han dicho que yo hablo mucho pero que le voy hacer? Ese es mi estilo y ya”.

EL JEFE SOY YO.  En uno de sus numerosos enfrentamientos con el sector empresarial, los periodistas pidieron la opinión del presidente sobre una crítica de la presidenta  del consejo de la empresa privada. El mandatario dijo lo siguiente: “el jefe de este país soy yo, no los empresarios, ¿Qué es lo que se han creído ellos?

LA ABRIÓ POR DECRETO. Una decisión que fue muy criticada al gobierno de mejía fue la reapertura de una universidad  que había sido clausurada en el gobierno anterior  por comprobar que se expedían títulos  para ejercer la medicina a personas no calificadas. Cuando los periodistas le cuestionaron sobre el particular, el presidente dijo: “yo, responsablemente, abrí la universidad privada de salud, porque se la cerraron por chismes políticos en el gobierno pasado”.

LA VOLVIÓ A CERRAR.  Una semana después, el escándalo por la reapertura del centro docente  se hizo tan grande que obligo a mejía a cerrarla nuevamente. Cuando converso con los periodistas sobre el asunto, dijo lo siguiente: “la cerré de nuevo, por decreto, porque a mí nadie me dijo que ahí había ese desorden. Pero ya el. –El propietario de la universidad- prometió que va arreglar ese lio, y después que lo arregle, vuelvo y se la abro, por decreto. Aquí hay muchísimo papel en esta oficina”.

TODOS LOS GOBIERNOS DAN GALLETAS.  En una ocasión, se produjo un incidente en la vega, en que un coronel  de la autoridad metropolitana de transporte  agredió físicamente a tres jueces de aquella jurisdicción. A mejía se le pregunto si el coronel sería sancionado, a lo que respondió: “eso no es nada. Todos los gobiernos dan galletas. A mí me han dado más de 40. Por eso quede calvo.

DE AQUÍ PARA ALLÁ.  Durante  la clausura de una cumbre  de presidentes celebradas en panamá, Mejía hizo una breve exposición sobre la situación económica  de los países latinoamericanos. Entre otras cosas, dijo lo siguiente: “la economía lo que esta es de aquí para allá y de allá para acá. Pero Dios que nos agarre confesaos a todos. Gracias”.

LA  ENVIDIA DE LEONEL.  En una de sus criticas publicas  al doctor Leonel Fernández, el presidente mejía dijo lo siguiente: “el es un envidioso. Porque se ha leído tres libros, no soporta que yo sea el jefe de este país”.


ABOGADO DE QUINTA CATEGORÍA. Ante una crítica que hizo Fernández   a la política economía del gobierno, mejía dijo lo siguiente: “el no puede hablar de eso, el no puede hablar de nada; Leonel no ha trabajado nunca, en ninguna parte del mundo, el es un abogadito de quita categoría”.

LOS 500 DEL MUCHACHITO. Durante un acto judicial organizado por el programa de las naciones unidas  para la infancia, un periodista pregunto a mejía si el gobierno tenía planes concretos  para mejorar las condiciones de vida de la niñez desvalida, a lo que el presidente respondió: “Yo mandé a buscar al más grande de todos los muchachitos que estaban ahí y le di 500 pesos a ese para que los repartiera a los demás. Eso si es ayudar a la niñez.

ESAS SON PENDEJADAS SUYAS. En uno de los momentos en que mejía se molesto porque un periodista le hizo una pregunta incomoda, el mandatario le respondió: “yo no le voy a contestar esa pregunta, porque esas son pendejadas suyas”.

ERA CANTANTE.  En otro momento de buen humor, el mandatario quiso exhibir sus dotes de cantante  ante un periodista extranjero, y conto el cuento siguiente: “yo me lleve a mis nietos  a carolina del norte conmigo y les cante así: duérmete mi niño, duérmete ya. Qué te parece, canto bien o no?”.

EL VIAJE MÁS IMPORTANTE. En uno  de los 43 viajes al exterior que realizo durante su gobierno, el presidente  dijo lo siguiente: “yo voy para estados unidos a tirar la primera bola, al primer juego de Alex rodríguez con su nuevo equipo. Para mí, ese es uno de los viajes más importantes, porque él me invito”.

PARA QUE AHORREN. Para  justificar la liquidez que afectaba al gobierno, que impedía pagar a tiempo el sueldo del mes  de diciembre de los servidores públicos, el presidente dijo  que “el  retraso de los sueldos en diciembre es para que la gente no gaste tanto en navidad. Así ahorran.


PILA DE BABOSOS. En abril del 2001, mejía condecoro al sacerdote canadiense Luis Quinn, por su amplia social desarrollada en las comunidades rurales  de san José de ocoa. En el momento en que imponía la medalla en el salón de embajadores del palacio nacional, el presidente improviso un discurso, en el cual dijo lo siguiente: “usted es un verdadero ejemplo  de lo que debe ser un trabajo serio, usted ha dado demostración en ocoa  con las uñas de lo que se puede y se debe hacer; y nosotros todavía estamos teorizando y oyendo a una pila de babosos que todos los días lo que hacen es teorizar y desacreditar lo que debe ser un trabajo serio”.

LLÉVENSE ESO DE AHÍ.   En una actividad oficial que se celebro en curazao, mejía dejo a los presentes sorprendidos cuando le sirvieron un jugo y no le agrado el sabor. Dijo en voz alta: “llévense eso de ahí, que eso no sirve, y pasen por república dominicana si quieren un jugo de naranja de verdad”.


ÉNTRALE A PEDRADAS. En los últimos días de su gobierno, visito la provincia de montecristi, donde un miembro del PRD se le acerco y le entrego un papel  y le dijo: vete donde ese funcionario que te resuelva, y si no te resuelve, éntrale a pedradas.

SIEMPRE FUERA DE GUION. Dos de los colaboradores más cercanos de mejía. Ramón Emilio Colombo, quien dirigía la radio televisora estatal, y Juan taveras Hernández, este último auto apodado Juan TH, le crearon un programa llamado una vez a la semana, el cual se transmitía los domingos por la noche, con el objetivo de que el presidente trazara la agenda noticiosa cada semana. El objetivo nunca se logro, porque el personaje siempre se salía del guion.

UN CURSITO DE VAGABUNDERÍA. Unos días después de haber sido derrotada su intención de reelegirse, acudió al programa, donde se le pregunto si le resultaría difícil reunirse con el candidato  que le venció, Leonel Fernández, luego de haber mantenido un discurso de insultos durante toda la campaña. Hipólito respondió: “tu tienes que aprender, en política y en todas las actividades de tu vida, a hacer un cursito corto de vagabundería”.

UN TRABALENGUAS INCOHERENTE. Cuando solo faltaban cinco días para traspasar el mando del país a su sucesor, Leonel Fernández , a mejía se le pregunto si participaría  en la ceremonia  formal de entrega del gobierno, a lo que respondió: “sí, yo voy, pero con una metodología que hemos discutido con Felucho, vía la cancillería, de hacerlo tipo Venezuela y algunos países en que el presidente va , se juramenta el señor presidente , y después el presidente se retira, porque ponerse ahí en el futuro y en el pasado , a estar oyendo todo tipo de cosas que se han dicho aquí, no creo que sea conveniente”.

LA VIEJA MALCRIADA. A mediados de junio de 2001, el presidente mejía visito la comunidad de El Catey, en el municipio de Sánchez, provincia de samana, para dejar iniciados los trabajos de construcción del aeropuerto  internacional de samana. Mientras el secretario de obras publica Miguel Vargas Maldonado, hacia uso de la palabra una anciana del público levanto la voz y pregunto quién le pagaría a los propietarios de las tiendas que se utilizarían en la construcción de la obra.

SE LO LLEVO CUNDANGA. Mejía  se molesto y dijo lo siguiente: “Esa vieja es una malcriada. Yo ejerceré la fuerza del poder para que la democracia se imponga. No voy a permitir que los trabajos se tronchen por culpa de teóricos y otras personas que solo hablan pendejadas. Yo no vengo a hacer campaña reeleccionista ni a lucirle simpático a nadie.  El que meta la pata, se lo llevo cundanga.

LOS DISPARATES DE LEONOR.  En su esfuerzo por ganar el voto de la población femenina, Mejía ofreció que en su gobierno le daría el 40 por ciento de los cargos a las mujeres. Cuando gano, su compañera de partido Leonor Sánchez Baret le recordó públicamente la promesa, a lo que respondió: “Si ella es presidente, que tome ella el gabinete y que se deje de hablar disparates”.

LA MALDITA GORDA. En un acto de masas, Mejía se emociono con la presencia de algunas jóvenes que le parecieron bonitas, y dijo lo siguiente: “este es un pueblo de mujeres hermosas”. Pero al ver una joven voluminosa que saltaba de alegría para celebrar el halago, el presidente añadió: “PERO TU NO MALDITA GORDA”.

MUJERES PARA VENDER. Durante uno de sus viajes al exterior, mejía ponderaba la república dominicana como país atractivo para la inversión extranjera. En una rueda de prensa que contaba con periodistas de las principales cadenas informativas del mundo, expreso lo siguiente: “en república dominicana tenemos muchas cosas que ofrecer, tenemos mujeres negras, mulatas, unas cuantas blanquitas, que todavía aparecen”.



1 comentario:

ferzvladimir dijo...

<span>¿En qué estás pensando...? muy bueno este analixis </span>